El amor de Dios se hizo carne

DÍA 5 / ITINERARIO CUARESMAL

El amor de Dios se hizo carne

EL AMOR DE DIOS SE HIZO CARNE

Jn 1,9-14. “La Palabra era la luz verdadera que ilumina a todo hombre que viene a este mundo. En el mundo estaba, y el mundo fue hecho por ella, y el mundo no la conoció. Vino a su casa, y los suyos no la recibieron. Pero a todos los que la recibieron les dio poder de hacerse hijos de Dios, a los que creen en su nombre; la cual no nació de sangre, ni de deseo de hombre, sino que nació de Dios. Y la Palabra se hizo carne, y puso su Morada entre nosotros, y hemos contemplado su gloria, gloria que recibe del Padre como Hijo único, lleno de gracia y de verdad.”


Discípulo: Siento que el Amor eterno toca mi corazón, mi pequeñez no logra soportarlo, sino que me produce un desmayo; no obstante la fuerza interior es muy grande. El alma desea igualar el Amor que la ama. En tales momentos el alma tiene un conocimiento muy profundo de Dios y cuanto más lo conoce, tanto más ardiente, más puro es su amor hacia Él. Oh, inconcebibles son los misterios del alma con Dios. (Diario, 946)

 

Oremos con santa Faustina (como el Domingo)